Refinería del Pacífico - Ecuador

Prohibido olvidar: Refinería del Pacífico, el “elefante blanco” de Ecuador

Andrés Arauz, delfín del expresidente Rafael Correa, tiene “mucho peso” en sus espaldas; el candidato de la izquierda tendría que …

Andrés Arauz, delfín del expresidente Rafael Correa, tiene “mucho peso” en sus espaldas; el candidato de la izquierda tendría que demostrar que no seguirá los pasos de la corrupción que emprendió el expresidente.

Un reportaje de Primicias revela que dentro de las 34 investigaciones que involucran a Rafael Correa, la mayoría es por presuntos delitos de peculado y tráfico de influencias. Los dos delitos representan el 53% de las investigaciones.

De las 34 investigaciones, solo 11 pueden ser juzgadas en ausencia. Es decir, aunque Correa no regrese al país podría ser sentenciado. Se trata de 10 casos por peculado y uno más por cohecho.

Refinería del Pacífico: un “elegante blanco”

A las grandes obras, hechas con dinero público y que quedan inconclusas tras una fuerte inversión, se les conoce como “elefantes blancos”. Uno de los casos que no se debe olvidar es el sobreprecio de USD$ 152 millones en tres obras de la Refinería del Pacífico; un proyecto que nunca se terminó y que además forma parte de la malversación de fondos en el país.

Se trató de un plan para construir una refinería que importaría crudo venezolano y los productos refinados servirían para abastecer el mercado ecuatoriano y para exportar el excedente. El plan solo quedó en el papel y dejó unas obras tempranas que hoy están prácticamente en abandono.

Tras 11 años y tres meses, y USD$ 1.531 millones gastados, el proyecto de construcción de la Refinería del Pacífico se encuentra inconcluso, paralizado y sin financiamiento. De acuerdo con Primicias se gastaron esa elevada suma de los cuales “lo único que quedó es un terreno aplanado de 540 hectáreas, un acueducto, un campamento y una vía de acceso”.

Para la auditoría, el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) contrató la consultoría de la empresa RPS Energy para evaluar todo el proyecto; el informe reveló que todas las obras tempranas tuvieron sobreprecio, menos el campamento.

“En total, suman USD$ 152,42 millones de costos adicionales injustificados, lo que significa un 23% adicional del costo real que debían tener estas actividades”, señala la consultora.

Y es que en 2007, el gasto público no financiero pesaba un 23% de la economía; en 2019 fue del 36%; en ese período, el país recibió más ingresos como resultado del boom petrolero por efecto de los precios altos, pero ahora la realidad de la economía es otra; y Ecuador se pregunta ¿ dónde está el dinero de las obras que nunca concluyeron?. De acuerdo con estudios 70 000 millones de dólares se perdieron por tanta corrupción.